Afilado, pulido y asentado de herramientas (materiales)

 

Foros MATERIAL Y EQUIPAMIENTO Herramientas Afilado, pulido y asentado de herramientas (materiales)

  • Este debate está vacío.
Mostrando 0 respuestas a los debates
  • Autor
    Entradas
    • #4203
      locoatardecer

      Afilado, pulido y asentado de herramientas (materiales)
      por Locoatardecer – para Preparacionismo.com

      En este post intentaré ayudar a la gente que recién empieza a conocer los materiales necesarios para el mantenimiento de todo tipo de herramientas metálicas de acero, que también nos sirva para recuperar antiguas herramientas o reacondicionar las que tenemos muy usadas.

      Este tema es un mundo de opciones y conocimientos, por lo que me centraré en lo que vamos a necesitar la mayoría de nosotros, e iré enlazando post que amplien los temas

      Por nuestra afición pensamos solo en el afilado y pulido para cuchillos y navajas, pero todas las herramientas son suceptibles de estos procesos, las de corte obviamente, pero también los pulimentos sirven para quitar óxido, marcas del tiempo, o mejorar el aspecto de la herramienta. Lo que es un mantenimiento.

      Recuerdo que este post no es una guía de afilado sinó de materiales, e introductoria en los conocimientos.


      Conocimientos básicos sobre el filo de las herramientas preparacionismo.com

      El ángulo y tipo de filo que haremos está relacionado directamente a la aplicación que le vamos a dar, en esto también influye el tipo de vaciado y el espesor de la hoja, todos parámetros que van a determinar la penetrabilidad de la herramienta, así como la resistencia al desgaste, al impacto, etc.; muchos de estos parámetros además relacionados con el tipo de acero también.

      Para ampliar sobre aceros ver los post: Guía de compra de cuchillos. Tipos de aceros y Guía de compra de cuchillos. Dureza Rockwell (HRC)

      Pero ahora hablamos del afilado.

      De forma genérica sabemos que los filos con mas ángulo suelen tener mayor penetración al cortar, pero suelen necesitar mas afilado porque su filo es menos resistente. Los ángulos mas delgados podemos encontrarlos en bisturís, navajas de barbero, etc. preparacionismo.com

      En cambio un filo con un ángulo menos agudo, tendrá menos penetrabilidad pero más resistencia, generalmente usados en herramientas de corte por impacto.

      Esto hablando solo del filo por si mismo, recordar que la penetración total de la herramienta va a estar determinada por más cosas y su resistencia también. Y que normalmente hablamos de que algo “corta más” porque tiene más penetrabilidad, pero si una herramienta está afilada, cortará igual de bien a cualquier ángulo de afilado.

      En general cada herramienta tiene un ángulo ya previsto por el fabricante, calibrado para el uso que se le va a dar, pero nosotros según nuestro gusto y experiencia podemos corregir el mismo para estar cómodo con ella. Además puede darse el caso de tener que restaurar un filo por completo y tener que tomar la decisión de que filo le haremos.

      Por esto debemos conocer algunos tipos de ángulos de afilado que podemos hacer para nuestras herramientas “de aventura” y lo que podemos esperar de ellos. Aunque también dependerá del tipo de acero, vaciado, uso, etc. y siempre que hablemos de un afilado en “V” que es el más usado.

      Los ángulos de afilado que figuran en el gráfico muestran como el filo se calcula desde el centro de la herramienta hacia uno de los lados. Y que el ángulo total “real” sería la suma de los dos ángulos.

      La mayoría de los fabricantes lo pondrán en sus descripciónes de esta forma, aunque algunos países usan el ángulo completo. Si una navaja debería tener un ángulo de 17º y vemos en la descripción 34º, con el gráfico que muestro arriba, nos daremos cuenta que es el ángulo completo. Ante la duda, consultar con el fabricante o el vendedor. preparacionismo.com

      Quiero remarcar que estos son los ángulos resultantes del afilado. Pero al colocar en ángulo la herramienta para afilar el ángulo será otro. Debemos tener en cuenta el espesor de la herramienta y el alto de la “pala”, es decir el ancho de la hoja del cuchillo, para saber que ángulo tiene que tomar la herramienta para conseguir un ángulo de filo determinado. (existe una fórmula y tablas orientativas).

      Aún así, la mayoría de nosotros seguiremos dándole a las herramientas el ángulo que ya traían y como mucho, le modificaremos a ojo hasta que el resultado sea el que queremos y punto. Y eso lo podemos conseguir apoyando una de las caras del filo contra una superficie plana y tomando el ángulo resultante entre el plano del cuchillo y la superficie. O midiendo con una regla la distancia desde la superficie plana hasta el lomo del cuchillo (o hasta el cambio entre el plano del cuchillo y el bisel primario).

      Como es evidente en el gráfico de abajo, un mismo ángulo de afilado producirá en según que herramienta un filo de un tamaño diferente, así que el mismo ángulo de afilado en una navaja podría ser un pequeño filo que apenas se vé, mientras que en un cuchillo de varios milímetros de espesor podría ser un filo mucho más visible. En esto también influye el tipo de vaciado.

      Existe también un tipo de filo llamado japonés (gracias Nicomedes por el aporte). Es un filo que es recto por una cara y solo tiene vaciado y filo por un lado. Que sería un filo como el que vemos en las tijeras o en los formones o gubias de carpintero. Solo se afila por el lado del bisel y la cara plana no se afila.

      Al tener un lado plano hay que comprar el cuchillo para zurdos o diestros. Para diestros si la cara plana está a nuestra izquierda cuando lo empuñamos, y para zurdos si la cara plana está a la derecha.

      Esto consigue cortes muy precisos por la cara plana y ángulos de corte muy finos ya que el ángulo elegido será por solo una cara, así un ángulo de 15º en esta hoja tendrá 15º y en un cuchillo con forma de “V” el total del ángulo sumará 30º. preparacionismo.com


      Conocimientos básicos sobre el lijado preparacionismo.com

      Para limar, lijar, y pulir un metal necesitaremos un material por lo menos, más duro que el que vamos a lijar, por esto hay que tener en cuenta que tipo de acero vamos a trabajar, ya que su “dureza” puede determinar el tipo de herramienta con la que podemos o no afilar.

      Por eso alguna gente se queja de algún afilador que no funciona o de cuchillos que son “imposibles de afilar” y en realidad el problema es que no tiene el material de afilado correcto. Para saber que afilador usar, lo mejor es conocer el acero que vamos a afilar y si no lo conocemos, ir a herramientas de afilado muy fuertes, como el diamante y otros compuestos.

      Dentro de los elementos abrasivos o de “lija” tenemos que empezar por conocer el término “grit” (arena), que es la medida americana de lo que nosotros llamamos en español “grano”.

      Es importante entender que lo que pongo es orientativo, ya que el “efecto de ese grano” sobre la superficie del metal, depende del material de lijado, la mecánica de lijado, la velocidad y también del tipo de acero.

      Granos:

      Bastos del 12 al 80
      Medios del 100 al 280
      Finos 320 al 600 preparacionismo.com
      Granos Superfinos del 800 al 1200
      Perlados del 1200 a 2000
      Existen luego lijas y pulimentos que van mas allá.

      Es decir, que podemos usar lijas para afilar y para pulir filos y metales sin ningún problema, generalmente se usan lijas al agua para metales.


      Piedras de afilar

      En las herramientas de afilado la calidad se nota, tanto en los resultados como en la durabilidad. Con la ventaja que una piedra de calidad puede durar toda una vida, y posiblemente la dejemos en herencia. Son cosas que se amortizan muy bien. Esto no significa que tengamos que irnos a materiales de lujo, solo que no sean de mala calidad y punto.

      Si vamos a comprar una piedra sencilla de dos caras, compra de una marca conocida en una ferretería o centro de bricolaje, no compres una piedra barata de bazar que va a dejar un mal filo, haciendo que tengas que reafilar continuamente la herramienta, perdiendo tiempo en afilados y con el consiguiente desgaste de tu herramienta.

      Seguramente habrá piedras nacionales de muy buena calidad, a precios accesibles y así evitamos comprar algo que nos dará más problemas que soluciones de afilado.

      Las piedras de afilar son de dos tipos, artificiales o naturales preparacionismo.com

      Piedras Artificiales

      Las piedras artificiales son conglomerados de distintos compuestos minerales, unidos por un material aglutinante (generalmente resinas), con la ventaja de que están formulados para un trabajo en concreto y con una dureza concreta. Esto permite tener piedras muy uniformes, que van desde usos genéricos hasta usos especiales. preparacionismo.com

      Dentro de este tipo de piedras de afilar podemos encontrar las llamadas “cerámicas” que son partículas cerámicas de distinto grano, también con un aglutinante. Algunos de estos materiales pueden ser carburo de silicio (Carborundum) u oxido de aluminio (Corindón). preparacionismo.com

      Es evidente que no es lo mismo cortar una piedra y observar a que grano se parece más para asignarle un grano, que crear una piedra con un grano concreto y con un formato uniforme, así que el resultado final de una piedra natural a una piedra artificial, a un mismo tamaño de grano, puede ser diferente para quienes son unos expertos afiladores, para la mayoría de nosotros no tanto. Es decir, lo importante es que nos funcionen, y que lo podamos pagar, ya que algunos productos tienen precios realmente absurdos.

      Piedras Naturales

      Son piedras que por sus características abrasivas y de dureza permiten afilar o asentar filos. Son cortadas de piedras que se encuentran en la naturaleza y son las que se han usado desde que el hombre ha empezado a afilar.

      Si buscas puedes encontrarlas en la naturaleza, todo es informarse un poco de que dispones en tu entorno, un conocimiento que nunca vendrá mal tener y te costará solo un poco de tiempo aprender, identificarlas e ir a por alguna para verla en persona.

      Un método para conseguir una superficie de afilado lisa sobre una piedra, es usar dos piedras del mismo tipo, lo mas planas posible, mojarlas y frotarlas entre si, ya que al tener la misma dureza se desgastan entre ellas y así se consigue una superficie de afilado plana.

      Esto mismo se puede hacer con las piedras de afilar comerciales cuando ya no están del todo planas y queremos darle un mantenimiento a la piedra. Aunque hay que hacerlo con mucho cuidado para que queden bien planas.

      Además tenemos disponibles en casi cualquier ciudad piedras que nos sirven, solo que no lo sabemos.

      Antiguamente muchas construcciones servían para afilar las navajas y cuchillos y la gente que conocía esto se acercaba a ese sitio a afilar sus herramientas. Y aunque hoy la práctica se ha perdido, aún si miramos en algunos frentes de piedra de construcciones antiguas, fuentes o puentes, podemos ver esas marcas.

      De hecho en tu casa hay tazas o platos de cerámica o una mesada de granito pulido que sirven para asentar los filos. Es decir, para salir del paso tenemos que abrir la mente a todos los medios disponibles en nuestro entorno, y en el afilado no es diferente, por algo esto es preparacionismo .com.

      Hay muchos tipos de piedras de afilar naturales que se obtienen en unas minas en concreto, y que tienen buena fama,, (Belgas, Japonesas, Arkansas, etc.), pero en todos los países suelen existir marcas nacionales que utilizan piedras del país o importadas, que sin tanta fama funcionarán. En general son piedras con contenido de cuarzo y otros minerales duros. preparacionismo.com

      Las piedras requieren al afilar de un líquido que hace de refigerante y de lubricante, por lo que vamos a escuchar que existen piedras “al agua” o “al aceite”, se puede comprar cualquiera de las dos, no hay diferencia, solo significa que se deben humedecer con agua o con aceite, según sea, para que la piedra funcione correctamente.

      Granos: (Orientativo)

      Vaciar grano 700
      Afinar grano 1200 preparacionismo.com
      Pulir grabnos 1800 a 2000
      Pulido fino y mantenimiento granos 3000 a 6000

      Para mostrar las diferencias de las superficies, he elegido dos piedras de afilar naturales al agua, para poder ver porqué necesitamos distintas piedras y no una sola.

      La de “Vaciar” sirve para quitar material, corregir un filo eliminar una melladura y la de pulir para mantener un filo que está correcto. Vamos a poder ver la piedra y luego al microscopio como se ve esa superficie.

      Ahora veremos una piedra de afilar de dos caras, de las que vienen pegadas, que tengo hace muchísimos años. Donde veremos la diferencia de superficie entre la de vaciar y la de afilar. (aunque la de afilar podría ser más fina, es una piedra de uso genérico)

      Este tipo de piedras rectangulares se montan sobre soportes de madera o plástico con patas de goma para que no se deslicen.

      Yo no tengo así que uso una goma antideslizante de las que venden para la cocina y también he usado goma eva que después dejo secar muy bien antes de guardar.


      Afiladores de diamante

      Se trata de una superficie de aluminio o plástica que lleva una capa fina de acero y luego por encima un recubrimiento de partículas de diamante. Estos diamantes son artificiales, creados en laboratorio y hechos para este uso en concreto. Tienen una composición casi igual a los originales, pero con un precio muy diferente. preparacionismo.com

      Al ser el mineral más duro, el diamante consigue afilar cualquier acero, algo que viene muy bien cuando tenemos herramientas de distintos aceros, más si algunos de estos son muy duros.

      Estos afiladores se utilizan en seco por lo que son muy útiles para afilados rápidos de herramientas y cuchillos de cocina. No recomendable para personas que buscan afilados extremos, pero para la mayoría de nosotros funcionan bien y son muy durables para el precio que tienen.

      El de abajo es un afilador de 4 caras de diamante que en cada cara del cubo tiene un grano diferente. En este caso 200, 300, 400, 600. Para ampliar sobre este afilador está el post Afilador de diamante de cuatro caras Powerfix

      Como llega solo al grano #600 es un afilador bueno para cuchillos de cocina en general, consigue un afilado muy bueno, pero luego necesitaremos de una pasta de pulir y un asentador para acabar el trabajo.

      Otra vez al microscopio podemos ver como es la superficie. El número de la foto es el tamaño del grano.

      Hay otro tipo de recubrimiento que se diferencia muy poco de uno de diamante, que es el CBN o Nitruro de boro cúbico y que es preferido por algunas marcas para sus afiladores. A nuestro nivel nos da un poco igual ya que el material es casi igual y funciona de la misma manera, y además con precios similares al diamante. Pero es bueno conocer que existe por si aparece alguna vez en las características del afilador que queremos comprar.

      También existen herramientas de afilado mixtas, dónde podemos encontrar de un lado diamante y por el otro lado cerámica.


      Tipos de afiladores preparacionismo.com

      Todo lo comentado hasta ahora trata del afilado y los materiales genéricos más conocidos, basándonos en el afilado manual, pero evidentemente también podemos usar maquinarias y guías de afilado de muchos tipos.

      Tenemos que tener en cuenta en el caso de usar herramientas eléctricas que aceleran el proceso de afilado, que a más velocidad habrá mayor calor y mayor desgaste de la herramienta, además de arriesgarnos a que un error al afilar sea un gran error que nos obligue a reacondicionar todo un filo nuevamente.

      Una zona de error muy habitual es la punta del cuchillo, que como toque mínimamente o cambiemos el ángulo al sacar el cuchillo, lo perdemos teniendo que reacondicionar la punta en muchos casos y en otros todo el filo para no perder penetración en la punta. Es decir, hay que tener cuidado.

      Además debemos tener en cuenta que si la maquinaria no tiene una guía de ángulo de afilado es muy fácil cambiar por error el ángulo de afilado, hacer dos lados de un filo de forma despareja, o crear más de un ángulo de afilado distinto a lo largo del filo. Esto se hace más posible en la parte curva de la punta del cuchillo respecto al filo liso contínuo o en cuchillos con filos curvados.

      Este es un ejemplo de lo que puede suceder, en esta fábrica afilan a mano y sin guía, y la mano a veces se equivoca. En este caso es muy visible, pero en otros casos no será tan claro. Es decir, si estas empezando a afilar es mejor evitar maquinarias.

      Hay máquinas de afilado que llevan ya los ángulos incorporados o se pueden regular, por lo que lo único que haremos es colocar la herramienta en un ángulo recto e ir moviendo el filo por esa “V” que forman las piedras. Está muy bien porque elimina el error y son rápidas pero ¿no deberíamos aprender a afilar a mano y practicar para no olvidarlo?

      Un preparacionista debería saber como mantener sus herramientas funcionales sin depender de nada.

      Si vamos a utilizar máquinas, amoladoras, dremel, etc, es importante no pasarnos de las revoluciónes aconsejadas para cada disco e ir haciendo pruebas del material desde bajas revoluciones a mas altas. Y debemos controlar que la temperatura no suba demasiado y destemple la herramienta o queme el filo.

      Además de las máquinas eléctricas, ambién existen máquinas manuales para piedras de afilar que permiten dejar fijo el cuchillo en una posición y mover la piedra ayudada por la guía, que puede mantener todo el tiempo un ángulo fijo. Este tipo de sistemas aseguran un ángulo parejo, incluso en herramientas curvas.

      Imagen

      No olvidemos que las piedas pueden ser bloques cuadrados para afilar, pero también hay discos para maquinas rotativas, que también tenemos para afilar discos y cintas de lijas para lijadoras de banda y si trabajamos con gubias y formones, piedras específicas para las formas de esas herramientas, aunque se puedan afilar de otra forma. preparacionismo.com

      Para algunas herramientas también se pueden usar algunas limas metálicas, para lo que tenemos que tener en cuenta que tipo de lima vamos a usar según que acero tiene la herramienta y que grano tiene esa lima.

      También hay un afilador especial para las sierras de nuestras navajas y cuchillos llamado “cola de ratón” o “cola de rata” que tiene forma cónica. Para ampliar ir al post Afilador de diamante redondo y cola de ratón para hojas serradas

      Los afiladores en “V” suelen ser una opción sencilla para mantener afilado el cuchillo rápidamente. Estos son interesantes para las personas que no afilan habitualmente, o para un kit reducido, pueden sacarte del paso, pero para uso habitual es preferible no usarlo. Su uso se limita a filos en “V” y en algunos modelos también traen uno para “tijeras” que es con un filo a un solo lado.

      El afilador es una “V” afilada de un acero de alto carbono, muy duro, que raspa literamente la superficie, por lo que es muy agresivo con el cuchillo, deja un filo no muy parejo y crea muchas rebabas. Esto hace que el afilado no sea muy bueno (mejorando un poco con un asentado) y sobre todo, que se desafile con mucha facilidad, lo que hace que estemos afilando muy de continuo, con el consiguiente desgaste de la herramienta. preparacionismo.com

      Para ver estos problemas de este afilador ve al post Afilado al microscopio. Problemas y soluciones de los filos

      Chaira

      Muy conocida en carnicerías y cocinas, es un util de mantenimiento del filo. Es un cilindro estriado de acero muy duro, trabajandose por frotación. Las mas duras llevan un recubrimiento de carburo de tungsteno pero también existen con alma metálica y cuerpo de piedra, diamantadas, etc.

      Solemos ver en los comercios como van revoleando la chaira y el cuchillo a la vez, pero su uso en el aire lo dejamos reservado para quien pueda mantener un ángulo de afilado preciso en el aire, mientras se mueven las dos piezas sin parar.

      Lo ideal es siempre poder poner el filo sobre el material de afilado en el ángulo correcto.

      La chaira se usa apoyándola en vertical sobre la mesa de trabajo mientras pasamos el cuchillo en el ángulo correcto. O apoyada su punta sobre el borde de la mesa, con la chaira de forma horizontal.

      En horizontal, en uno de los lados el filo va del mango a la punta, pero para poder afilar el otro lado hay que pasarla de la punta al mango, que aunque lleva guardamanos, no es muy aconsejable. O ese otro lado hacerlo por la parte de abajo de la chaira sin poder ver el filo, por eso el hacerlo en vertical tiene la ventaja de que el filo siempre lo podemos ver y nunca el filo irá hacia nuestra mano.


      Pulido y asentado

      Al proceso de pasar el cuchillo por un cuero con pasta de pulir o sin pasta de pulir se llama “asentado”, este proceso se realiza en el sentido opuesto al de afilado. (En el afilado se pasa en sentido del corte, en el asentado se pasa en sentido contrario).

      Conseguir un buen pulido del filo y luego un asentado hace que los filos produzcan un corte limpio.

      Muchas veces las personas que afilan y no asientan el filo tendrán la sensación de que no han afilado bien, y volverán a afilar o pensarán que son malos afilando. No es así. preparacionismo.com

      Y es que el propio afilado, en la parte cortante del filo (la parte más fina de la “V”) nos va a generar microscópicamente unas rebabas que evitarán la penetración en unos casos y en otros, quedarán rebabas de forma irregular (microscópicamente hablando) generando algo parecido a una micro-sierra que no permitirá un corte contínuo y veremos muchas veces como el filo “rasga un poco” en vez de cortar de forma contínua.

      Para ampliar el tema ir al post Afilado al microscopio. Problemas y soluciones de los filos

      Además el problema se genera más en unos cuchillos que en otros, según el acero, angulo de afilado, forma de afilado, etc., desconcertándonos.

      La solución para esto es un buen pulido del filo usando piedras lo más finas posibles o un asentador de pasta de pulir, y luego un asentado del filo, generalmente con cuero, aunque puede hacerse con maderas blandas.

      Con el pulido conseguiremos una “V” realmente fina, con baja cantidad de rebabas y el cuero va a servir para eliminar hasta la mínima imperfección.

      El asentador

      En este caso voy a mostrar un Asentador de filo casero, para cuchillos, navajas y herramientas que enseño a hacer paso a paso en el enlace.

      De un lado tiene pasta de pulir de oxido de cromo y por el otro cuero, del que tenía en aquel momento.

      La superficie en la foto no se ve muy pareja porque está muy usado y hay que reacondicionarlo, pero se puede ver como esas microscópicas partículas de oxido de cromo forman una superficie de micro-lija.

      Imagen

      Del otro lado la superficie de cuero. preparacionismo.com

      Ahora podemos ver al microscopio la piel desde dos ángulos.

      Desde un angulo recto, podemos ver la rugosidad y la porosidad por el hecho de que la piel del animal antes tenía los pelos.

      Y al inclinarle un poco se pone de manifiesto como esa micro-rugosidad de la piel nos sirve para “Asentar” el filo y quitar las rebabas para dejar un filo mas limpio y recto. Recordemos que a pesar de la rugosidad, la piel es blanda pero un poco abrasiva. preparacionismo.com

      Las pastas de pulir tienen un color carcterístico según el compuesto de que están hechos y cada compuesto es para un uso en concreto. La mas utilizada es la de color Verde (oxido de cromo). Aunque según el metal y el acabado pueden usarse otros. También se venden en polvo y en pasta o crema.

      ¿Cual es el problema que podemos encontrarnos con el asentado?

      Que estamos usando materiales “micro-abrasivos”, así que en el pulido y asentado podemos eliminar la punta de la “V”, ese micro-filo, y sentir que el cuchillo resbala en la superficie de corte, no corta y preguntarnos ¿que ha pasado? Ahora lo sabemos.

      En este caso tocaría volver a la piedra de afilar más fina, afilar otra vez la zona y repetir el proceso. En algunos aceros blandos o filos muy agudos como navajas de afeitar, no hace falta mucho para quitar el filo, así que en el asentado no hay que tener prisas, ni aplicar mucha fuerza, sinó muchas pasadas.


      Pulido de metales en general y aplicable a los filos también

      Para pulir los metales se puede hacer a mano o a máquina y utilizar pastas de pulir en crema o en barra.

      Cada pasta de pulir se formula con un mineral según que tipo de acero y eso lo determinará cada fabricante. Y aunque algunas pastas puedan funcionar fuera de las especificaciones lo lógico es seguir el consejo del fabricante. preparacionismo.com

      En general las pastas se ponen sobre un material de soporte, que es la que hace el trabajo, para esto se usan paños, fieltro, telas, cuero, madera, etc. Una vez puestos sobre el soporte se pasa sobre el metal.

      Con las de barra se suele poner en marcha la máquina a baja revolución y pasar sobre el disco de paño, de forma pareja. Hay que tener aquí también en cuenta las revoluciones de la máquina o por la propia fuerza se acumulará mas pasta en unas partes del disco que en otras.

      En discos de pulir de máquina hay varios tipos y distintos tipos de telas, mas duras, menos duras, jean, algodón, fieltro, etc., y estos materiales pueden ser unidos solo al centro, plegados, cosidos, etc.

      Te dejo un post orientativo de como reacondicionar una herramienta con el Lijado y pulido del acero de cuchillos, navajas y otros


      Protección final de la herramienta, breve repaso.

      Siempre es aconsejable proteger la herramienta si no se va a usar por un largo tiempo y sobre todo cuando son al carbono, que tienden a oxidarse rápidamente.

      Si tenemos que proteger el acero al carbono podemos usar un poco de WD-40 u otro aceite lubricante quitando el exceso sobrante y dejando secar al aire debidamente.

      Si no vamos a lavar la herramienta antes del próximo uso o es una herramienta de acero al carbono que se usa para comer, no usar WD-40 porque es tóxico, se pueden usar aceites de cocina, que se pasan por la hoja, se dejan secar y luego se quita el exceso. preparacionismo.com

      ¿Esto es necesario si es un metal inoxidable? No es necesario si es de uso habitual (sobre todo recordar no guardar los filos dentro de la funda).

      Para ampliar sobre esto ver el post Guía de compra de cuchillos. Aceros al Carbono vs Inoxidables


      Finalmente

      En todas las casas se afilan herramientas, tanto de cocina como de taller, así que en todas las casas debieramos tener afiladores, y con esta guía de herramientas de afilado de preparacionismo .com quiero animar a las personas a tener en casa unos medios de afilado, hacer que se animen a afilar, y también conocer un poco más sobre filos en general.

      Así que les animo a ver el post Afilado al microscopio. Problemas y soluciones de los filos, en el que vamos a poder ver muchísimos filos al microscopio, analizarlos y poder ver con nuestros ojos, los porqué de tantas cosas que vemos en el afilado y los problemas más comunes de nuestros cuchillos y navajas en general.

      Espero que les sea útil. Locoatardecer.

      Un saludo.

       

Mostrando 0 respuestas a los debates
  • Debes estar registrado para responder a este debate.

Foros MATERIAL Y EQUIPAMIENTO Herramientas Afilado, pulido y asentado de herramientas (materiales)

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad